Una hecatombe futbolística nos dejo sin los 3 primeros puntos.

Una hecatombe fue lo que ocurrió ayer por la noche en el Vicente Calderón para que el Atlético de Madrid no obtuviese sus 3 primeros puntos en el campeonato liguero.

Gameiro.jpg

Y es que desde el principio del partido el Atlético de Madrid fue muy superior a su rival, donde solo en la primera parte el Atlético tuvo dos claras ocasiones de gol, una de Carrasco al palo, y un mano a mano de Gameiro que lanzo por encima del travesaño. Encima, el Atleti controlo totalmente la posesión, ante un rival que le esperaba totalmente encerrado en su campo y muy bien posicionado, ante lo que el centro del campo del Atlético no pudo hacer nada, tanto es así, que ambos centrocampistas, Tiago y Gabi, fueron sustituidos por hombres de ataque, Fernando Torres y Nico Gaitán respectivamente.

Tras estos cambios el Atlético cambio de mentalidad y se lanzo totalmente encima del área rival, y debido a eso llegaron las mejores ocasiones, donde Fernando Torres tomo el timón del ataque rojiblanco, siendo el delantero referencia una vez más, y de sus botas llego una de las mejores ocasiones del partido, al realizar una gran maniobra, y tras el mano a mano con el meta visitante el de Fuenlabrada estrello su disparo contra el palo.

BUENA IMAGEN DE KEVIN GAMEIRO.

El delantero francés, que debutaba en partido oficial con la camiseta del Atlético de Madrid dio grandes sensaciones, al tirarse todo l partido peleando y corriendo, demostrando su gran estado de forma y su agresividad.

Ademas, Kevin fue continuamente un quebradero de cabeza para los centrales, ya que no paraba de moverse, buscando sus espaldas, y en una de esas búsquedas se puso solo delante del portero, pero su remate de primeras se fue por encima del travesaño.

A la hora de ejecutar la pena máxima que había sido realizada sobre Fernando Torres, Gameiro tomo los galones y cogió el balón para lanzar desde la pena máxima, y lanzo un penalti magistral, engañando incluso a Pacheco.

NICO GAITÁN ASOMBRO AL CALDERÓN.

El internacional argentino entro avanzada ya la segunda parte y se puso a distribuir juego y a sacar centros peligrosos al área, siendo sin duda, junto a Fernando, el revulsivo que buscaba Diego Pablo Simeone para conseguir adelantarse en el marcador.

Tuvo grandes destellos de calidad, y su mejor aliado en el campo fue Filipe Luis, ya que desde su entrada al campo, Filipe se libero aún más y el argentino encontró en muchos cambios de sentido, las incorporaciones del lateral brasileño.

AHORA TOCA PENSAR EN EL LEGANES

Ahora es turno de pasar página e intentar olvidar lo acontecido en el primer partido y empezar a preparar el segundo, y ese es el único pensamiento del equipo y debe serlo de la afición, ya que lo que vivimos en el Calderón frente al Alavés fue una autentica hecatombe, ya que el club rojiblanco perdono y no fue capaz de materializar las diversas ocasiones que tuvo. Pero mejor los golpes al principio para reaccionar pronto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *